25.4.12

Martha Hildebrandt, la falsa intelectual

...
Los tuiteros  de todo el mundo tienen un motivo para enorgullecerse: Martha Hildebrandt los desprecia. O desprecia, al menos, la tecnología que usan y el lenguaje con el que se comunican cuando usan esa tecnología. Pero ya sabemos que entre despreciar el lenguaje de una persona y despreciar a la persona misma no hay una gran distancia; así que repito la primera idea: Martha Hildebrandt los desprecia.

¿Por qué enorgullecerse de eso? Porque hay otras cosas que Martha Hildebrandt ha despreciado públicamente en las últimas décadas: la limpieza electoral, la democracia, a las culturas populares, a los grupos étnicos marginados, el lenguaje de los grupos étnicos marginados, a los pobres del Perú que no tienen dinero suficiente para costearse una educación. Y hay cosas que ha adorado y abrazado con pasión: autogolpes, cierres del Congreso, dictaduras, políticas homicidas, una visión autoritaria y jerárquica de la cultura, a un líder político encarcelado por crímenes contra la humanidad, etc.

"No puedo manejar ese lenguaje, ni quiero ni nunca he hecho el esfuerzo por conseguirlo", ha dicho Hildebrandt sobre el tema. Y esa parte de sus declaraciones no merecería una crítica si provinieran de otra persona. Pero provienen de una lingüista, es decir, de una persona que, se supone, está interesada en la comprensión de la naturaleza y el uso del lenguaje como parte del fenómeno humano. “Jamás aspiraré a entender eso [las redes sociales]", ha declarado, sin embargo.

Y además lo dice en el contexto de una conversación sobre el estado de la educación en el Perú. Y no sé los demás pero a mí la impresión que me deja es que su aporte como lingüista a la educacón peruana, a través de declaraciones como ésta, consiste básicamente en dos cosas:

1) Hacerle pensar a las personas que, si no usan el lenguaje como ella, entonces lo usan mal, lo cual es tan arbitrario como decir que los que no caminan como ella caminan mal o que los que no siguen sus modales de mesa no saben comer, pero que en el fondo es un intento de hacer creer que quienes no piensan como ella no saben pensar (porque en las versiones autoritarias del lenguaje, las formas "correctas" de expresarse corresponden a las formas "correctas" de pensar). Es una postura sin justificación, que convierte el lenguaje en un emblema de poder y convierte a la lingüista Hildebrandt en eso que durante años ha tratado de ser: el estándar contra el cual se deben medir todos los usos del español peruano.

2) Hacerle pensar a las personas que un intelectual, por ejemplo un lingüista, puede congelar su objeto de estudio, parcelarlo y sacarlo de su contexto social o histórico, eliminar de él todos los accidentes que prefiere no ver, y decidir que no hará siquiera el intento de comprender los fenómenos que no le resultan simpáticos. Hildebrandt se presenta a sí misma en esas declaraciones como una lingüista que no tiene interés alguno en comprender cómo funciona el lenguaje, una vez que el lenguaje deja de tener la forma que a ella le parece más "respetable". ¿Cómo entender eso en el contexto de una declaración sobre la educación en el Perú? Fácil: es el ejemplo de un científico que no cree en la ciencia; el ejemplo de cómo ser un profesional mediocre y vivir orgulloso de serlo.

Un ejemplo de cómo sí piensa un lingüista de verdad cuando se enfrenta al fenómeno de los usos dialectales comunes en las redes sociales (sobre todo en el Twitter) y en la práctica del text-messaging, lo pueden encontrar en "Talking with your Fingers", un artículo de John McWhorter en el New York Times, del que traduzco un párrafo pertinente:
"Las tecnologías de teclado, que nos permiten producir y recibir comunicaciones escritas con una velocidad sin precedentes, hacen posible algo desconocido para la humanidad hasta hoy: la conversación escrita. En este sentido, [los tweets] no son "escritura" en el sentido al que estamos acostumbrados. Son habla digital (habla con los dedos). La idea de que el correo electrónico y los mensajes de texto son "mala escritura" es análoga, así, a la idea de que los Rolling Stones producen "mala música" porque no usan violas. Noten que uno no puede hablar letras mayúsculas ni signos de puntuación. Si aceptamos que el correo electrónico y los mensajes de texto son una nueva manera de hablar, entonces su informalidad con asuntos de mayúsculas o minúsculas o con las comas no sólo es esperable sino que no es nada excepcional".
Podemos pensar eso, como piensa un lingüista que invierte un poco de tiempo en reflexionar sobre el asunto (o podemos pensar las cosas que piensan otros lingüistas que han estudiado el tema); o podemos hacer como la seudo-intelectual Martha Hildebrandt y simplemente despreciar todo el fenómeno y a toda la gente asociada con el fenómeno. Que un día seremos todos.

(Los dos artículos que enlazo los conocí a través de Miguel Rodríguez Mondoñedo).
 ...

17 comentarios:

Anónimo dijo...

Bueno, la señora no es lingüista, simplemente. Dadas las actitudes que la carrera exige y alimenta, la señora no puede ser llamada lingüista aunque tenga un papel o un espacio en wikipedia que diga que sí. Esto no es ninguna novedad, pero está bien recordarlo de vez en cuando; está bien hacerlo tanto por la reivindicación del habla como por la reivindicación y fumigación de la carrera de lingüística, así como también, pero en otro plano, para poner en su sitio a la señora.

Anónimo dijo...

¿Otra vez Andrés? Es lexicógrafa y, por ende, lingüista. Si una lexicógrafa no es lingüista, el mundo está al revés.

Sigues con eso de que tú sí eres, tú no eres... ¿Tú siempre sí, no?

Alberto dijo...

No hay que olvidar que cuando fue Directora del INC durante la dictadura militar, ella misma se convirtió en micro dictadora, maltratando al personal con ajos y cebollas y siendo adulada por sus atlateres de decídían que era cultura y que debía verse u oirse y que no. Recordemos que quienes hacíamos teatro teníamos que someter a calificación del INC las obras, muchas veces conocidas de la literatura universal. Ahora se presentan potables como líderes culturales. Cosas de los tiempos ¿no?

Alberto dijo...

Como no recordar sus tiempos de mini dictadora a la cabeza del INC durante la dictadura militar de Velasco Alvarado. Como maltrataba al personal con ajos y cebollas y como le hacían pleitesía sus atláteres, comunistas de café, quienes decidían qué se debía ver u oír previa presentación de las obras a calificación del INC. Una obra sin auspicio, es decir calificación, simplemente no iba. Otroos tiempos, ¿no?

Firbinski dijo...

Y lo que dijo MVLL en Montevideo en abril del 2011:

Montevideo (EFE). El Premio Nobel de Literatura Mario Vargas Llosa considera que “los jóvenes” que acortan las palabras y vulneran las reglas gramaticales en los chats de Internet o en Twitter y Facebook piensan “como un mono”, según una entrevista publicada hoy en el semanario uruguayo Búsqueda.

“El Internet ha acabado con la gramática, ha liquidado la gramática. De modo que se vive una especie de barbarie sintáctica”, afirmó el autor de “Conversación en La Catedral”, de 75 años.

Firbinski dijo...

No muy distinto de lo que piensa MVLL sobre la lengua en internet:
Montevideo (EFE). El Premio Nobel de Literatura Mario Vargas Llosa considera que “los jóvenes” que acortan las palabras y vulneran las reglas gramaticales en los chats de Internet o en Twitter y Facebook piensan “como un mono”, según una entrevista publicada hoy en el semanario uruguayo Búsqueda.

“El Internet ha acabado con la gramática, ha liquidado la gramática. De modo que se vive una especie de barbarie sintáctica”, afirmó el autor de “Conversación en La Catedral”, de 75 años.

zeta dijo...

Miércoles... Qué buen texto y qué buen párrafo traducido. No había pensado de esa manera al respecto, y me parece fabulosa... Yo la consideraría más una señora que copia y pega definiciones en los periódicos...

Yolanda Elizabeth dijo...

creo que es importante reconocer las nuevas formas de comunicación que la tecnología esta creando;discriminarlas no cambiara las cosas, esto ya empezó y, no creo que sea malo; sino todo lo contrario, esta creando espacios nuevos y nuevas formas de comunicación.

Yolanda Elizabeth dijo...

creo que es importante reconocer las nuevas formas de comunicación que la tecnología esta creando;discriminarlas no cambiara las cosas, esto ya empezó y, no creo que sea malo; sino todo lo contrario, esta creando espacios nuevos y nuevas formas de comunicación.

ale hop dijo...

Sin ánimos de defender a Martha Hildebrandt, una señora que ha apoyado la dictadura fujimorista, no sé que tan justo sería decir que ella aborrece las "culturas populares", cuando ella marcó un hito cuando era directora del INC en los 70s,cuando le dio el Premio Nacional de Cultura al retablista ayacuchano Joaquín López Antay...

Anónimo dijo...

De acuerdo que esa señora es muy desagradable... pero no me gustaria que XD se volviera una palabra del Diccionario de la Real Academia

Gustavo dijo...

Felicitaciones. Hace tiempo que queria leer un comentario como este. Felizmente ella ya no esta en el Congreso pues alli si podia hacer daño en un medio donde la discusion acerca de la cultura no es la pauta. En cuanto al premio a Joaquin Lopez Antay, Martha Hildebrandt fue la artifice final de una movida cultural de apreciacion de la artesania que venia de años atras. Interesante lo de calificacion de las obras teatrales en el INC en el gobierno de Velasco. ¿Puedes ampliar la informacion Alberto?

Gustavo dijo...

Felicitaciones. Hace tiempo que queria leer un comentario como este. Felizmente ella ya no esta en el Congreso pues alli si podia hacer daño en un medio donde la discusion acerca de la cultura no es la pauta. En cuanto al premio a Joaquin Lopez Antay, Martha Hildebrandt fue la artifice final de una movida cultural de apreciacion de la artesania que venia de años atras. Interesante lo de calificacion de las obras teatrales en el INC en el gobierno de Velasco. ¿Puedes ampliar la informacion Alberto?

Anónimo dijo...

No me dejará mentir, a usted le puede gustar el risotto y los cigarrillos, siendo éstos, algunos objetos de su predilección, y lógicamente, tiene otros gustos y disgustos también. Sin embargo, el tabaco, así como la escritura de mala calidad son dañinos; el primero para la salud, el segundo, le hace daño al lenguaje escrito.
En una época donde un hombre podría ser también mujer, y quizás aquello a usted no le importe, y tal vez le simpatice. Es lógico afirmar que a usted le parezca lo mismo escribir que hablar.
En fin, si usted piensa de esta manera; tampoco le importará que su hijo/a algún día le escriba a usted, y lo nominen cual tubérculo se expresará en la nota que presumo, alguna vez, le dedicarán,quizás, el encabezado de un mail que diría: "hola papa"
Claro, usted ha notado que falta la tilde. Y, si usted es de aquellos padres que invierte su dinero en la educación de sus hijos, y la vez no le gusta hacer malas inversiones; estaría indignado: tantos años de escuela y colegio resultaron en vano,pensaría. Incluso, si usted enviaría a sus hijos a un centro de educación del estado; ¿no le parecería impropio el gasto que demanda la educación y el consecuente esfuerzo de millones de personas que pagan sus impuestos?
Martha Hildebrandt será algunas cosas por un lado, y también lo es por otros.
Saludos, Atte. Uber Hermann Arguedas Ríos

Anónimo dijo...

Por que no?

jonetlazo dijo...

Extraordinaria crítica inclusive desde el punto de vista de su rubro de estudio sin siquiera incurrir en el análisis moral. Por supuesto, en este último la lingüista es aún más criticable.

jonetlazo dijo...

Extraordinaria crítica inclusive desde el punto de vista de su rubro de estudio sin siquiera incurrir en el análisis moral. Por supuesto, en este último la lingüista es aún más criticable.